CONSTRUYENDO UN HORNO DE BARRO

Durante este último mes, y en conexión con el último periodo del curso que pretende viajar a través de algunos oficios del ser humano, la clase de segundo ciclo ha llevado a cabo un proyecto de construcción de un horno de barro. Para ello hemos contado con la visita de Ilan, que nos ha guiado en todo el proceso.

Para poder llevarlo a cabo, se han pasado por diferentes etapas donde se han trabajado las matemáticas, la física, la química, el modelado y la construcción:
-Primero, se ha familiarizado a los alumnos y alumnas con los ingredientes naturales haciendo pruebas de la tierra que iban a usar y realizando las llamadas “galletas”.
-Han aprendido sobre las cantidades correctas: la proporción de tierra, arena y paja.
-Han trabajado el barro con los pies para hacer la mezcla.
-Han aprendido el método de aislamiento ecológico.
-Han desarrollado el trabajo en equipo dividiéndose las tareas y asumiendo responsabilidades.

Todos los alumnos y alumnas han disfrutado mucho con el trabajo, han estado muy motivados en todo momento y se han entregado a la tarea con entusiasmo.

2021-06-21T10:33:49+00:00 junio 21st, 2021|

LA TRAVESÍA

A lo largo de la historia, en muchas culturas y tradiciones de los lugares más dispares del mundo se realizan ritos de iniciación a los jóvenes. Es una forma simbólica de dar el primer paso hacia la vida adulta, experimentar la separación y empezar a transformarse en un individuo con una identidad propia, expresando la esencia única de cada ser.

Así lo han hecho también los alumnos y alumnas de sexto curso de Sa Llavor, realizando la travesía que pone fin a su paso por la educación primaria.

Durante tres días, han caminado desde Son Macip hasta el Castillo de Alaró, llevando sobre sus espaldas el peso de todo lo que necesitan. Han dormido bajo las estrellas, han compartido, han cocinado, han sufrido y han reído, han encontrado fuentes, han visto paisajes increíbles, han atravesado nubes, han sentido el cansancio y la fortaleza y han llegado a la meta.

2021-06-21T09:49:53+00:00 junio 21st, 2021|

HACIENDO CREMA DE CALÉNDULA

Las caléndulas que recogieron las niñas y los niños este comienzo de primavera en el bosque han sido muy bien aprovechadas. Además del aceite, este mes elaboraron una crema de caléndula con cera de abeja.

Para prepararla, cogieron cuatro proporciones de aceite de caléndula por una porción de cera de abeja virgen. Se calentaron por separado al baño maría hasta conseguir que la cera se licuase. Después se vertió el aceite con cuidado al recipiente de la cera. Por último, se rellenaron los pequeños recipientes para la crema con la mezcla.

Esta crema tiene las mismas propiedades que el aceite de caléndula, pero, al estar elaborada con cera de abeja, no sólo tiene un gran poder hidratante sino que además, contiene propóleos, un antibiótico natural que sintetizan las abejas a partir de cera y resina de coníferas.

Se aprovechó para contar a las niñas y los niños más cosas sobre las abejas: cómo segregan la cera con unas glándulas que tienen en el abdomen, cómo polinizan las flores, qué es la miel, la diferencia entre un panal de avispa y uno de abeja, quiénes son los zánganos, las obreras y la reina en una colmena… Y así se acercaron más a estos insectos que hoy en día están amenazados y que son esenciales para la supervivencia de todo el ecosistema.

2021-05-28T08:38:19+00:00 mayo 28th, 2021|

EL TRABAJO DE LA PLATA

Los niños y niñas de segundo ciclo han comenzado el periodo de artes y oficios. Esta semana han recibido a Nina Schinneck, una joyera artesana, que les ha mostrado cómo trabajar la plata para poder hacerse un anillo.
En primer lugar se han tomado medidas del dedo donde querrán el anillo, luego con un martillo, sobre una superficie dura, han trabajado la plata para aplanarla. Una vez hecha la tira, con una herramienta especial, le han dado la forma redondeada. A continuación han soldado el anillo con fuego, fundiendo una alineación de cobre y plata. Para que la junta quede lisa, han limado los anillos tanto por dentro como por fuera. Después los han colocado en la ristra y, con un martillo de plástico, para que no se rompa, han trabajado la pieza hasta conseguir círculos perfectos. La última fase es el pulido con un máquina pulidora, para darle el acabado reluciente y brillante de una auténtica joya.

2021-05-27T13:44:54+00:00 mayo 27th, 2021|

MANOS ÁGILES, PENSAMIENTO ÁGIL

Las niñas y los niños en su último año de Educación Infantil comienzan un proceso artístico que les acompaña hasta el final del camino: la elaboración de un bolso a través del tejido de un telar.

Con el proceso del telar se aportan beneficios al progreso saludable de las niñas y los niños desarrollando:

-La creatividad, la capacidad de crear y encontrar soluciones a los desafíos que nos presenta la vida.
-La paciencia y la perseverancia.
-La atención y la concentración, necesarias para realizar cualquier acción en la vida.
-Fortalece la autoestima: mejora la capacidad de afrontar un reto y lograr un objetivo.
-Aprenden a tomar decisiones: eligen los colores a utilizar y hacen de su creación algo único.
-Mejoran la motricidad fina a través de movimientos específicos y coordinados.

2021-05-28T10:32:02+00:00 mayo 27th, 2021|

EL BELLO Y NATURAL PROCESO DE LEER Y ESCRIBIR

La humanidad necesitó milenios para desarrollar la escritura. De ser simple anotación figurativa pasó a ser silábica, hasta llegar a la abstracción extrema de ser puramente fonética. Los jeroglíficos egipcios ilustran esta lenta evolución.
Para realizar el pasaje desde la imaginación figurativa de las niñas y los niños a la abstracción intelectual de la escritura moderna, el maestro recorre un camino semejante.
En la introducción de las consonantes, comenzará contando un cuento, teniendo como figura central un personaje o un elemento, cuyo nombre tenga como primera letra la consonante en cuestión. Como siempre, los niños querrán dibujar el cuento.
El maestro lo dibujará primero, en la pizarra, dando un lugar destacado al personaje o elemento en cuestión, con una forma que recuerde la consonante. Por ejemplo, una línea aserrada para la «M» de montaña, o un perfil de un rey para la letra «R» (en letras mayúsculas).
Al día siguiente, el cuento vuelve a ser contado, así como el dibujo, pero esta vez, la forma de la línea se aproximará más a la forma de la consonante. Esto se repite varias veces hasta que la «M» o la «R», respectivamente sean conocidas por los alumnos como las letras de la montaña o del rey. Al mismo tiempo se pronuncian sus fonemas «mmmmmmm» y «rrrrrrr».
De este modo se realiza la transición de la imagen al símbolo, eliminando el choque con el signo abstracto.
Algo parecido se hace con las vocales.
Los alumnos aprenden los gestos relacionados con los sentimientos. «¡Ah!» expresa, por ejemplo, el sentimiento de admiración, de veneración y le corresponde un gesto de abrir los brazos. En este caso no se imita un objeto del mundo exterior, sino que la propia figura humana transfigurada en la imagen de un «ser de la A» que conduce lentamente a la forma de la «A» mayúscula.
El momento que culmina en un sentimiento de admiración es reiterado; la «A» como fonema, es pronunciada en coro, al mismo tiempo, que los niños y el maestro pasan de su gesto al dibujo del ángel «A» y, de ahí, a la letra.
Poco a poco, palabras muy simples, son formadas y escritas: montaña, rey, y finalmente, frases cortas y pequeños relatos, embellecen los cuadernos con las ceras de colores. De esta forma, al final del primer año escolar los niños ya saben escribir con letras mayúsculas.
¿Y la lectura?
Lo que sucede naturalmente es que las niñas y los niños, después de un determinado tiempo, reconocen lo que escriben y, enseguida, en un ambiente alegre y vivo, adivinan palabras o textos que el profesor escribe en la pizarra.
El propio interés de las niñas y los niños despertó; de forma autónoma, intentarán descifrar palabras que encuentren a su alrededor.
El proceso puede tomar más tiempo pero el resultado es el mismo, viviendo un número infinito de bellos cuentos y realizando un número igualmente grande de dibujos y pinturas donde pueden exteriorizar toda su imaginación.

2021-04-30T15:49:02+00:00 abril 28th, 2021|

TIEMPO DE LECTURA

El silencio, la concentración, el placer, así son los momentos de lectura en la biblioteca y así los disfrutan las niñas y los niños de Sa Llavor.

2021-04-27T11:16:38+00:00 abril 27th, 2021|

EL GANCHILLO O EL DESARROLLO DE LA VOLUNTAD

En Sa Llavor, las niñas y los niños aprenden a realizar un telar con las manos en Infantil, a tejer con dos agujas en Primer Ciclo de Primaria y en el Segundo Ciclo aprenden ganchillo.
Empezamos con la cadeneta y el punto bajo. El ganchillo se sujeta con la mano dominante y el hilo con la otra. Las dos manos realizan acciones que se complementan y tienen que hacer una labor muy precisa. Mientras que con el punto y las dos agujas fortalecen el sentimiento, con el ganchillo se despierta la voluntad.
Este trimestre los de tercero están tejiendo gorras de ganchillo y bolsas para llevar sus botellas de agua al bosque. Los de cuarto ya han terminado sus gorros y están empezando a hacer una funda para la flauta.

2021-03-25T12:03:37+00:00 marzo 22nd, 2021|

EL INIFINITO EN LAS MANOS

“Abarca el infinito en la palma de tu mano” William Blake

Infinitas son las posibilidades que nos ofrece el modelado con arcilla, una de las actividades artísticas más antiguas de la humanidad.
El llamado “arte de los dioses” nos despierta como seres humanos y nos hace soñar como dioses creadores.
Nuestras manos se convierten en maravillosos instrumentos, capaces de otorgar armonía y belleza a la materia.
A partir de las fuerzas de expansión y contracción, presentes en la naturaleza y visibles en lo cóncavo y convexo, hemos modelado el movimiento fijado a las formas.
El modelado fortalece nuestra voluntad, nos enseña a vencer dificultades, a transformar y a crear, a desarrollar aprendizajes que se pueden aplicar en muchas situaciones de la vida.

2021-03-24T12:38:17+00:00 marzo 22nd, 2021|

MACERANDO ACEITE DE CALÉNDULA SILVESTRE

Dentro del área de las ciencias naturales, los alumnos de Segundo y Tercer Ciclo de la escuela han participado en una actividad del Proyecto Bosque donde han tenido que hacer de auténticos alquimistas de la naturaleza. Primero han recolectado las flores amarillas de Calendula arvensis, Caléndula silvestre, que han empezado a florecer tapizando el bosque. Las han puesto todas en sus tarros de cristal y, a continuación, han vertido el aceite ecológico que habían traído de casa – aceite de oliva, aceite de sésamo, aceite de jojoba, aceite de avellanas, … -. A continuación han sacudido el tarro arriba y abajo macerando bien la mezcla.
Una vez en casa, las niñas y los niños deberán dejar el bote en el alféizar de la ventana, lejos del sol directo, y cada día darle una vuelta, dejándolo alternativamente con la tapa hacia arriba o con la tapa hacia abajo, para que todas las flores se impregnen de aceite. Al cabo de cuarenta días ya podrán colar su contenido, tirar las flores y guardar el aceite en un lugar protegido de la luz.
El aceite de Caléndula, nos ha contado Pau, tiene muchas propiedades beneficiosas para la piel, ayuda a curar quemaduras, heridas, es cicatrizante, hidratante, calmante y suavizante.

2021-03-26T09:06:11+00:00 marzo 22nd, 2021|